Noticias

...
17 de junio de 2016

El actor mexicano Erick Elías ha demostrado en declaraciones a El Mundo

Newspaper hasta qué punto es todo un padrazo. Con 35 años, la vida

parece ir ‘viento en popa’, tanto así que Erick Elías sólo añora poder

continuar con la misma suerte de la que hoy goza: “Me visualizo tal cual

como estoy ahora, con proyectos interesantes, con la fortuna de elegir

mis proyectos y compartiendo con mi familia”. Y es que su carrera frente

a las cámaras y sus hijas: Penélope (6) y Olivia (3), junto a su esposa,

Karla Guindi, son el centro de sus pensamientos y dedicación.

 

El actor mexicano recientemente culminó la telenovela ‘El Hotel de los

Secretos’ y ahora, mientras comienza nuevos proyectos, aprovecha para

pasar todo el tiempo posible con sus amadas mujeres. En entrevista

exclusiva para El Mundo Newspaper, Erick Elías nos cuenta su faceta como

padre y sus próximos pasos como actor.

 

Estudiaste diseño industrial y tuviste una corta carrera musical.

¿Cuándo supiste que querías ser actor?

 

Siempre me gustó la actuación pero no sabía cómo entrar en el medio y

por eso hice una carrera (musical) aparte hasta que comencé mi formación

actoral y pude ‘colarme’ a la actuación.

 

¿Cómo escoges tus proyectos?

 

Me dejo llevar por las vibras. Si leo el guión y me emociona, lo acepto.

Me gusta crear personajes diferentes, con diferentes habilidades, que me

reten, que me exijan, por ejemplo, a aprender a montar caballo, aprender

a tocar violín, servir una copa de vino; me gusta lo que me genere algún

aprendizaje.

 

¿Existe algún personaje que te gustaría interpretar?

 

Sí, me gustaría participar en un proyecto de ciencia-ficción, y desde

que soy padre me llama la atención hacer algo para los niños.

 

¿Alguien con quien te gustaría trabajar?

 

Definitivamente con Guillermo del Toro.

 

¿Tienes algún ritual antes de comenzar a grabar?

 

Sí. Siempre llamo a mi casa y pregunto si todo está bien. Tengo la

necesidad de saber si las niñas están bien. La mayoría de las veces

hablo con mis hijas antes de comenzar a grabar y así me puedo enfocar en

 

mi trabajo.